andanzas del impresor zollinger pablo d ors 9788415578680
  • Comenzar a leer

ANDANZAS DEL IMPRESOR ZOLLINGER

 (En papel)

PABLO D ORS

Valora este libro

$399.00

$379.05

Acerca del libro
  • Nº de páginas: 144
  • Encuadernación: Tapa blanda
  • Editoral: IMPEDIMENTA
  • Lengua: CASTELLANO
  • ISBN: 9788415578680
Para salvar su propia vida, el joven August Zollinger abandona su pueblo natal y permanece lejos durante siete años, emprendiendo en solitario un camino de aventuras y descubrimientos que le llevará a ejercer todo tipo de oficios. Lo que se impone como un amargo exilio terminará por convertirse en una ruta de iluminación: conocerá el amor verdadero en la minúscula garita de una estación de ferrocarril, donde recibe todos los días la llamada oficial de una misteriosa telefonista; paladeará la camaradería y la amistad más fiel en las filas del ejército; descubrirá el misterio de la naturaleza en la evanescente grandeza de los bosques… Y, sobre todo, aprenderá a valorar la dignidad de los oficios pequeños y humildes. Los pertrechos que irá ganando a lo largo de este recorrido harán de él un hombre íntegro que puede por fin regresar a casa y convertirse en un buen impresor, el oficio con el que ha soñado desde la infancia.

Ver opiniones de este libro

Otros libros del autor

entusiasmo pablo d ors 9788417088224

ENTUSIASMO

PABLO D ORS

$479.00

$479.00

Mostrar más sobre
8

Valoración Media entre 2 valoraciones

Haz tu valoración

Valoraciones usuarios

  • (1)
  • (0)
  • (1)
  • (0)
  • (0)
Valora este libro

Recomendaciones usuarios

  • 33% Para regalar
  • 33% Para aprender
  • 33% Para disfrutar
  • 100% Leerlo en todo momento

Opiniones "ANDANZAS DEL IMPRESOR ZOLLINGER"

  1. la-vieja-piragua

    Lector Experto

    Ahora que Pablo D'Ors ha consolidado su carrera literaria con un buen número de estupendas novelas y un ensayo superventas como "Biografía del Silencio", conviene detenerse un momento para volver a alguna de sus primera obras y descubrir que el germen de lo que ahora leemos y tanto nos conmueve ya estaba presente desde el principio. Y así llegamos a "Andanzas del impresor Zollinger", una novela corta editada en 2003 por Anagrama y reeditada diez años después por Impedimenta, que podría servir como ejemplo de ese tipo de literatura que tanto reivindica Pablo d'Ors y que él mismo califica como "literatura luminosa" o "literatura de la luz". August Zollinger, el protagonista de sus propias andanzas, ha nacido con una vocación, la de ser impresor. Ese es el trabajo que le apasiona y al que quiere dedicar su vida. Sin embargo, las circunstancias no le favorecen y debe recorrer diversas ciudades para poder ganarse la vida con los trabajos, siempre modestos, que le van saliendo aquí y allá. Y es precisamente en la modestia de estos trabajos donde August demuestra que, a pesar de su juventud, ya es un hombre sabio, porque en su fuero interno sabe que no hay trabajos mejores y peores sino trabajos bien y mal ejecutados. Por eso, sea cual sea la labor que le encomienden, él se esfuerza en llevarla a cabo de la mejor manera posible recibiendo a cambio la satisfacción propia, y a veces ajena, por las cosas bien hechas y, al tiempo, la tranquilidad de espíritu. Ésta es la luz de la que habla Pablo d'Ors, la que ilumina a las personas ejemplares que, por su sencillez, no suelen llamar la atención. El editor califica a esta novela como fábula moral, y efectivamente lo es, no sólo por su apuesta por el trabajo bien realizado, sino por el repaso que da en tan breves páginas a las otras fuentes de satisfacción para el ser humano: el amor, la amistad, el compañerismo o la soledad cuando es buscada. También se refiere el editor a los ecos que resuenan en ella de Kafka, Walser, Hesse y Kundera, puede ser. De hecho, tanto Kafka como Hesse y Kundera son tres de los autores favoritos de Pablo d'Ors. Y quizás también Walser, no lo sé. Yo a quien veo sobre todo en esta novela es a Hesse, por su carácter moral, pero también por su condición de novela de aprendizaje, casi de guía vital para el joven que empieza. Aunque hay algo que d'Ors tiene y que a Hesse le falta, y es el sentido del humor. Todo el texto está salpicado de comentarios o escenas llenas de humor como el juego de seducción en conversaciones telefónicas de cinco segundos o el proceso de estampado de sellos en el ayuntamiento que a mí no deja de recordarme a la famosa escena de las tuercas de Chaplin en “Tiempos Modernos”. Y la edición, impecable, claro, como acostumbra Impedimenta. Ese juego de diseño entre la sobrecubierta y la cubierta, el papel tipo verjurado de la sobrecubierta, el tipo de letra, el uso del bicolor negro y rojo en portadilla y portada… En fin, toda una reivindicación del libro de papel frente al electrónico.

  2. la-vieja-piragua

    Lector Experto

    Ahora que Pablo D'Ors ha consolidado su carrera literaria con un buen número de estupendas novelas y un ensayo superventas como "Biografía del Silencio", conviene detenerse un momento para volver a alguna de sus primera obras y descubrir que el germen de lo que ahora leemos y tanto nos conmueve ya estaba presente desde el principio. Y así llegamos a "Andanzas del impresor Zollinger", una novela corta editada en 2003 por Anagrama y reeditada diez años después por Impedimenta, que podría servir como ejemplo de ese tipo de literatura que tanto reivindica Pablo d'Ors y que él mismo califica como "literatura luminosa" o "literatura de la luz". August Zollinger, el protagonista de sus propias andanzas, ha nacido con una vocación, la de ser impresor. Ese es el trabajo que le apasiona y al que quiere dedicar su vida. Sin embargo, las circunstancias no le favorecen y debe recorrer diversas ciudades para poder ganarse la vida con los trabajos, siempre modestos, que le van saliendo aquí y allá. Y es precisamente en la modestia de estos trabajos donde August demuestra que, a pesar de su juventud, ya es un hombre sabio, porque en su fuero interno sabe que no hay trabajos mejores y peores sino trabajos bien y mal ejecutados. Por eso, sea cual sea la labor que le encomienden, él se esfuerza en llevarla a cabo de la mejor manera posible recibiendo a cambio la satisfacción propia, y a veces ajena, por las cosas bien hechas y, al tiempo, la tranquilidad de espíritu. Ésta es la luz de la que habla Pablo d'Ors, la que ilumina a las personas ejemplares que, por su sencillez, no suelen llamar la atención. El editor califica a esta novela como fábula moral, y efectivamente lo es, no sólo por su apuesta por el trabajo bien realizado, sino por el repaso que da en tan breves páginas a las otras fuentes de satisfacción para el ser humano: el amor, la amistad, el compañerismo o la soledad cuando es buscada. También se refiere el editor a los ecos que resuenan en ella de Kafka, Walser, Hesse y Kundera, puede ser. De hecho, tanto Kafka como Hesse y Kundera son tres de los autores favoritos de Pablo d'Ors. Y quizás también Walser, no lo sé. Yo a quien veo sobre todo en esta novela es a Hesse, por su carácter moral, pero también por su condición de novela de aprendizaje, casi de guía vital para el joven que empieza. Aunque hay algo que d'Ors tiene y que a Hesse le falta, y es el sentido del humor. Todo el texto está salpicado de comentarios o escenas llenas de humor como el juego de seducción en conversaciones telefónicas de cinco segundos o el proceso de estampado de sellos en el ayuntamiento que a mí no deja de recordarme a la famosa escena de las tuercas de Chaplin en “Tiempos Modernos”. Y la edición, impecable, claro, como acostumbra Impedimenta. Ese juego de diseño entre la sobrecubierta y la cubierta, el papel tipo verjurado de la sobrecubierta, el tipo de letra, el uso del bicolor negro y rojo en portadilla y portada… En fin, toda una reivindicación del libro de papel frente al electrónico.

Ver todas las opiniones de este libro

Hazte un hueco en Casa del Libro, regístrate